16.5.09

Tiempo de caretas - Por Alfredo Leuco | 15.05.2009 | 23:18

La política parece haber entrado en la caricatura, la sospecha y la ficción de la casa de “Gran Cuñado”. Esta semana hubo por lo menos tres Néstor Kirchner: el auténtico, el Gran Simulador y Freddy Villarreal, el actor que lo imita en el programa de Marcelo Tinelli. Veamos cómo se puede definir a cada uno:

1) El auténtico. Es el que gran parte de los argentinos empezamos a conocer y a padecer en su verdadera dimensión autoritaria después del triunfo de 2005 de Cristina Fernández sobre los Duhalde. Kirchner leyó el resultado como un cheque en blanco, tiró a Roberto Lavagna por la ventana y comenzó a mostrarse tal cual es. Antes había fingido racionalidad estratégica. Su promesa central de campaña había sido “un país en serio” y para asegurarse la victoria no tuvo prejuicios ideológicos para pedir el respaldo de Eduardo Duhalde, ratificar a Roberto Lavagna como ministro y hacerse acompañar en la fórmula por Daniel Scioli, tres dirigentes que hoy ubica en posturas más conservadoras y a la derecha de su propio pensamiento.

De todos ellos, incluido Kirchner, el que tenía y tiene una ventaja comparativa histórica es Lavagna, quien colaboró con todos los gobiernos democráticos desde Juan Domingo Perón hasta la fecha, menos con el de Carlos Menem.

Ese Néstor Kirchner cesarista, ejemplo de la mano dura para conducir el país, es el que perdió por paliza el conflicto contra los pueblos del interior y los productores agropecuarios.

Ese Kirchner, el jueves en el Teatro Argentino de La Plata, denunció que la derecha neoliberal destituyente quiere asaltar el poder y entrar por la puerta de atrás para darle una amnistía a los militares genocidas y para volver a la década del ’90 con una escala en 2001.

Así caracterizó a los rivales con los que competirá en las urnas dentro de 45 días.

2) El Gran Simulador. Sin escuchar a Los Plateros ni a Freddie Mercury, es el que acepta someterse al mandato de las encuestas que le piden a gritos que deje de gritar. Que baje el tono, que no ataque más a Julio Cobos porque de esa manera no hace otra cosa que beneficiarlo, y que se muestre manso y tranquilo.

Algunos de sus colaboradores intentaron darle estos consejos y en su momento fueron expulsados de la cercanía del poder. Pero ahora, cuando el aumento de su imagen negativa es más que evidente, Kirchner aceptó las sugerencias y se dispuso a fingir. El problema es que es muy mal actor. Simula que es una persona reflexiva y abierta a las críticas pero se nota que el corset le ajusta demasiado. Algunos ministros hacen sus apuestas sobre cuánto aguantará el propio Kirchner a ese personaje afable y comprensivo que besa chicos pobres en sus caminatas por el Conurbano. En su discurso de 51 minutos resultó patético el esfuerzo que hacía para bajar los decibeles y la voz le salía casi como un susurro. Hizo presuntos chistes (“Voy a escribir un libro que se llame: Mis errores”) y sacó una vez mas su afán de mostrarse combativo y alardear de lo que no hizo.

Con lágrimas en los ojos y a poco de comenzar a hablar entre los cánticos que aseguraban que “Néstor va a volver/ con la Jotapé”, le agradeció a sus “pibes por haber soportado los ataques cobardes de cierta prensa” y a “la Presidenta Coraje, mi compañera de toda la vida con la que estuvimos refugiados, perseguidos y a veces encarcelados”. En los tiempos de la dictadura, los Kirchner supieron edificar una parte de su fortuna y no hay demasiados registros ni testimonios de la persecución personal que sufrieron. Para ser rigurosos con el lenguaje, hay que decir que Kirchner estuvo unas horas demorado y bien tratado según lo reveló el ex diputado Rafael Flores, quien lo acompañó en ese momento.

Hablar de sí mismo como “encarcelado” por el terrorismo de Estado es ofender la memoria de los que realmente fueron asesinados y desaparecidos.

3) El de Tinelli. En su piel apareció un Kirchner travieso que jugaba con la banda presidencial que en realidad era la de Racing. Y una amenaza velada a Marcelo Tinellli por algo que realmente ocurrió. “Criticame todo lo que quieras pero, ¿tenés todos los papeles en regla, no?”, le decía el muñeco de Kirchner al dueño de Ideas del Sur. No hace mucho tiempo, Tinelli recibió en sus oficinas de la calle Olleros esas famosas inspecciones integrales de los sabuesos de la AFIP que muchos empresarios (sobre todo de medios) han sufrido porque tienen más objetivos intimidatorios que recaudatorios.

Nadie estuvo ajeno a lo que se cocinaba en ShowMatch y que fue seguido por alrededor de 3 millones de personas, sin contar el interior del país, donde también hizo furor. Aníbal Fernández, otro de los caricaturizados, en su carácter de ministro de Justicia confesó la preocupación del Gobierno: “¿No podríamos dejarla a un costadito a la Presidenta? Lo digo por todos, incluso por la producción de Tinelli. Total, hay políticos como para hacer dulce”. Fernández también se había quejado por los “excesos” y hasta tuvo la audacia de hablar de que esas actuaciones “deberían regularse”. Fernández evidenció humor para reírse de su propio personaje y eso es valioso.

Pero también hay que decir que no se recuerda que haya propuesto alguna regulación para preservar la investidura presidencial cuando el burlado era Fernando de la Rúa. Además, el propio Néstor Kirchner se prestó para actuar en un sketch en la intimidad de la Casa Rosada donde se gastaba fuertemente al ex presidente radical. Siempre molesta más la paja en el ojo propio. Cobos tiene altas responsabilidades también. Su personaje lo muestra más indeciso que De la Rúa, lo que obviamente no le gustó nada. Y Aníbal Fernández tampoco manifestó preocupación por eso.

En la realidad, la comedia de enredos se puede observar en todo lo que ocurre alrededor de la investigación del juez federal Federico Faggionatto Márquez que tiene como testigo al candidato Francisco de Narváez. Se nota la garra y la actitud combativa que el magistrado le pone para no dejar caer de los títulos de los diarios a De Narváez.

Se nota que su situación en el Consejo de la Magistratura es comprometida y que quiere hacer buena letra con los comisarios políticos del organismo, que podrían terminar con su carrera en un santiamén. Para ser justos, también hay que decir que De Narváez se muestra arisco, incómodo, declara por escrito y no termina de dejar claro quién y por qué hizo esas llamadas al “rey de la efedrina” desde un teléfono celular a su nombre. Como si la cancha no estuviera suficientemente embarrada, Mario Segovia denunció que el juez le prometió beneficiarlo si involucraba al candidato de Unión-PRO. Y la frutilla fue la injerencia del ministro Fernández, que salió a respaldar al juez y a decirle a De Narváez que no iba a poder zafar de ir a declarar. Demasiado confuso todo cuando faltan un mes y medio para estas elecciones tan trascendentes.

Francisco de Narváez también frecuentó la ficción. Se hizo invitar al programa de Jorge Rial del canal de su propiedad para trabajar de simpático y saludar a Roberto Peña, el actor que lo parodia en forma bastante light en la famosa casa tinelliana. La foto del apretón de manos entre el Colorado y su imitador fue distribuida por su oficina de prensa. En lo estrictamente político, De Narváez resolvió nominar a Felipe Solá y expulsarlo de la casa de la campaña. Va a ser difícil ver juntos a ambos en vivo y en directo, en spots publicitarios, en afiches y pintadas.

El oficialismo firma todo con la fórmula presidencial de 2003: “Kirchner-Scioli”. Es una forma de metamensajear los viejos buenos tiempos. El peronismo disidente, en cambio, utilizará las figuras de De Narváez y Mauricio Macri. Solá no se queda quieto. Descartó toda posibilidad de dar un portazo para no beneficiar a Kirchner, pero ya está reagrupando a su tropa para ofrecerse como la pata bonaerense del acuerdo del peronismo del centro del país que tiene a Carlos Reutemann como candidato a presidente para 2011.

Después del reparto de porotos del 28 de junio, los ganadores de cada distrito se sentarán a la mesa de la Liga de los gobernadores, como anticipó el sanjuanino José Luis Gioja. Tal vez por eso, el lanzamiento de Néstor puso toda la carne en el asador, aunque esa parrilla sólo contó con dos gobernadores: Sergio Uribarri y el propio Scioli. Algo se está gestando. Se huele al respirar, decía la canción. En la intimidad, varios felipistas excluidos dicen: “El Colorado es peor que Kirchner. Su única ventaja es que –por ahora– su billetera es privada y la de Néstor es estatal. Pero no tiene una sola de las virtudes de la nueva política y tiene todos los defectos de la vieja”. Básicamente se refieren a la inestable fugacidad de los acuerdos políticos que firma De Narváez y a su notable inexperiencia política, que lo lleva a cometer demasiados errores. Solá y Macri le ganaron de mano en las declaraciones públicas, pero De Narváez quería sumar a los dos íconos de la mano dura y el autoritarismo: Aldo Rico y Luis Patti. Encima cometió sincericidio cuando dijo que “hubiera sido mejor un tercer gobierno de Menem que el de Kirchner”. Se la dejó picando frente al arco para que el presidente del PJ dijera: “A confesión de partes, relevo de pruebas”.

Esa opinión genuina de De Narváez tampoco cayó bien en las huestes del macrismo y mucho menos en los oídos de Gabriela Michetti, que –hasta ahora– no apareció en ninguna foto con el ex dueño de Casa Tía.

Felipe Solá aceptó con ironía y por radio que “siempre es bueno que hablen de uno, incluso bien”, cuando le preguntaron si se sentía cómodo con el imitador que lo hace más petiso de lo que es. Pero ni Elisa Carrió se privó de hablar de su “doble” en la gran casa que no es rosada. En el cierre de su discurso de presentación del Acuerdo Cívico y Social en el teatro Gran Rex dijo: “Mi personaje dice en lo de Tinelli que yo tengo en el cielo a San Pedro de puntero político”. Guiñó un ojo a la platea y como en el judo utilizó la fuerza del oponente para multiplicar la suya: “Es verdad, tenemos a San Pedro de nuestro lado, al intendente de San Pedro (Mario Barbieri va tercero en la lista de Buenos Aires), y también desde el cielo tenemos a Raúl Alfonsín y a Alfredo Bravo”.

La ficción y la caricatura entraron de lleno en la política. Hasta hay un debate entre consultores, asesores de prensa e imagen, oyentes de radio y militantes sobre cuál es el tipo de presión que el Gobierno ejerció en la votación del programa de Tinelli. Es inimaginable que un panorama político tenga que analizar las tendencias sobre un programa humorístico. Pero ésta es “La Casa del Gran Argentino”. O “ArgentinaMatch”.

Los que defienden los colores del kirchnerismo dicen que hay que utilizar todos los métodos para sacar cuanto antes de la casa a Martín Bossi, el actor que parodia a Cristina Fernández. Dicen que su imagen y su autoridad se deterioran demasiado y apelan a todos los mecanismos. A la declaración pública como hizo Aníbal Fernández, a la presión privada como han hecho algunos funcionarios, y a la militancia para que llame por teléfono y vote para que Cristina sea la primera en irse de ese infierno mediático burlón. Algunos, con más servicios que inteligencia, utilizan otros métodos más pesados. Desde una computadora que preparada para hacer miles de llamados en forma automática las 24 horas hasta fomentar la antinomia ideológica de considerar a Tinelli un “ariete del Grupo Clarín”. Son los que mandaron a los más fanáticos y menos reflexivos a pintar de madrugada con aerosol negro varias oficinas de avisos del diario o, peor aún, a provocar y amenazar a los cronistas que cubren los actos de campaña.

No sabemos qué diría Max Weber al respecto, pero no hay que ser sociólogo para darse cuenta de que hay un sector importante de la clase media que ya no soporta nada que venga de los Kirchner y también llama para votar que Cristina se vaya de la casa.

Su fantasía destituyente les hace pensar que si ella sale primero será como una suerte de mensaje de que quieren que también salga de la Casa Rosada.

Ridiculeces de televidentes y torpezas irracionales. Presuntamente, todos votaron para nominar a Cristina. Los oficialistas y los opositores. Tinelli facturó a dos manos. Hay un infantilismo penoso al que muchos han reducido a la política argentina que lleva a mezclar peligrosamente la ficción con la realidad. O un juego televisivo con la sagrada misión de gobernar para transfomar la realidad injusta.

Unos se atrincheran en el discado popular y prolongado y otros quieren ver el mito de Evita en Nacha platinada y capitana. Ella volvió de la Polinesia y fue millones de votos telefónicos. Nacha de Noche también está en la casa pero todavía nadie la nominó. La política da sorpresas.

A veces da risa y otras, se ríe de nosotros.


Share/Save/Bookmark
Continue Reading
Tiempo de caretas - Por Alfredo Leuco | 15.05.2009 | 23:18SocialTwist Tell-a-Friend

Marcelo - Por Pepe Eliaschev | 16.05.2009 | 21:50

El mito adquirió estatura monumental el 21 de diciembre de 2000, cuando Fernando de la Rúa se presentó en el programa de Marcelo; no bien entró, se le fue encima un integrante de la barra y, agarrándolo de la corbata, le exigió el indulto de los guerrilleros que en enero de 1989 habían atacado el regimiento de La Tablada. 
Elegido presidente un año antes por el 50 por ciento de los argentinos, De la Rúa quiso reponerse del sofocón y le preguntó a la estrella de la TV cómo estaba su entonces mujer, Paula, pero la llamó Laura. Error fatal. Los medios no se lo perdonaron: el Laura x Paula fue interpretado como ratificación del cretinismo agudo de De la Rúa, mostrado como un pobre idiota irremediable.


Siempre dispuesto a burlarse de los demás, Marcelo lo saludó, pero a De la Rúa le costó encontrar la salida entre los cortinados del estudio. Desde ese momento (ya pasaron ocho años y medio), el conductor explota el episodio y lo puso al servicio del más avispado Néstor Kirchner, que –él sí– tiene mucho “sentido del humor”. 
De la Rúa perpetró una insuperable tontería al aceptar neciamente visitar ese programa. Marcelo, obviamente, no lo derrocó, pero el episodio sirvió a la máquina de demolición que preparó el colapso del 20 de diciembre de 2001, un año después de que De la Rúa fuera destrozado en la televisión.


Marcelo quería tener una de esas radios AM caras y que no compra cualquiera. Se necesita el visto bueno de la Casa Rosada. Quería Radio Del Plata, entonces en manos de la empresa CIE. Tras asumir Kirchner, a fines de diciembre de 2003, la compró, aunque el decreto presidencial formalizando la operación no salía. 
A terminar 2005, cinco años después de esa demolición televisiva, la numerosa troupe del animador ingresó en la Casa Rosada con cables, cámaras, luces, maquillaje y asistentes. Si otro peronista, Carlos Menem, le prestó la Rosada a Madonna para filmar Evita, Kirchner se la abrió a Marcelo, pero con un añadido difícilmente emulable: el elenco K participaría del sketch.


Así, haciendo de sí mismo, Kirchner se prestó de buena gana a parodiar al ex presidente, del que se burló sin frenos. “Ahí está el lugar en el que te pasabas todo el día vos”, le dice Kirchner al imitador de De la Rúa, mientras señala la cama del dormitorio presidencial de la Casa de Gobierno. Antes, el presidente le diría al imitador de De la Rúa: “Ahí tenés la mesa del soborno”, en alusión al lugar en el que, según la declaración del arrepentido Mario Pontaquarto, el ex presidente y un grupo de senadores habrían arreglado unas supuestas coimas.

Entrevistas periodísticas dio poquísimas, pero a Kirchner se lo vio expansivo y elocuente en la grabación en la Casa de Gobierno supervisada por el propio Marcelo. El programa se emitió ese 23 de diciembre, vísperas de Navidad.

Kirchner, que se había mostrado por TV haciendo cuernos con los dedos y tocándose los genitales cuando Menem asumió como senador de la Nación, sabía que Marcelo lo llevó al riojano a su programa en 1995, cuando era presidente y buscaba su reelección.


En esa kermés navideña de 2005, el elenco artístico de la Casa Rosada estuvo integrado además, por los entonces jefe de Gabinete, Alberto Fernández y ministra de Economía, Felisa Miceli. Marcelo le regaló un papel de reparto al “vocero” mudo, Miguel Núñez. 
“Acompáñelo, que este hombre está un poco perdido”, dice el jefe de Gabinete en esa grabación de 2005. “Muchas gracias. Saludos a tu señora, Laura”, replica el De la Rúa imitado. “¿Cómo está ese muertito que les dejé?”, pregunta el falso De la Rúa a la (aún) flamante ministra de Economía. Miceli, que ya juntaba dólares en el baño del Ministerio, replica, chocha de estar en TV: “¿Uno? ¡Dejó unos cuantos muertos!”.


El Kirchner verdadero aparece despreciativo e insul-tante ante el remedo de un presidente constitucional: primero le cierra la puerta en la cara, después le pide que se vaya. “¿No encontraste unas pastillitas?”, pregunta el imitador de De la Rúa mientras revuelve cajones del escritorio presidencial. “Sí, pero vencidas”, responde el presidente constitucional argentino al verificar que encuentra el supuesto frasco olvidado. Kirchner incluso “morcilleó” con letra propia, reclamándole al De la Rúa imitado: “Andá a buscar a los animales que dejaste en Olivos”. Al final, Kirchner le promete poner un busto de De la Rúa en la Casa Rosada, “pero dado vuelta”. 
Al irse, la caricatura vuelve a confundirse de nombre cuando saluda a la esposa de Kirchner. “Saludos para Chiche, no, para Cristina”, se rectifica, y antes de desaparecer de escena le pide a Kirchner trabajo para su esposa, Inés Pertiné. Ya sin el De la Rúa imitado, Kirchner envía un mensaje navideño a los televidentes: “Fuerza, trabajo, humildad y mucha entrega para hacer un país distinto”.


Fernández consideró que ese sketch en realidad sólo mostraba “el buen humor y la buena predisposición del presidente Kirchner” y Marcelo fue generoso: “La participación de Kirchner fue muy buena. La nota fue maravillosa, una de las más espectaculares y lindas que nosotros hemos hecho en el programa, fue increíblemente buena la participación del presidente, la respaldo totalmente. Me encanta y se lo quiero agradecer públicamente porque me pareció maravilloso, fue una nota muy graciosa”. El entonces potente Fernández lo complementó: “Esa imitación de De la Rúa es la imagen generalizada que ha dejado en la gente su gestión como presidente”.


El 26 de julio de 2006, dos años y medio después de haberla comprado, Marcelo pudo obtener el decreto presidencial 932 que homologaba su compra de Radio del Plata, siete meses después de la grabación con Kirchner en la Casa Rosada. 
Para inaugurar el polideportivo de Bolívar, los Kirchner y todo el gabinete ministerial, incluyendo al vicepresidente y candidato a gobernador, Daniel Scioli, se juntaron con Marcelo el 23 de agosto de 2007, en la Casa Rosada, a dos meses de las elecciones presidenciales que ganaría Cristina, para la firma de un convenio con su municipio natal, con desembolso de dinero del Gobierno.


Marcelo ya había estado en la Casa Rosada cuando San Lorenzo ganó el Clausura 2007, dirigido por Ramón Díaz, quien salió del encuentro con los Kirchner elogiando a Daniel Filmus para las elecciones porteñas. 
El año pasado, Marcelo vendió su radio a una empresa kirchnerista y ahora vuelve con las imitaciones. Aníbal Fernández ya le advirtió que no puede parodiar a Cristina y amenazó con “regulaciones”. ¿Qué hará Marcelo, símbolo de un país jocoso que se ríe todo el tiempo de todo?


Share/Save/Bookmark
Continue Reading
Marcelo - Por Pepe Eliaschev | 16.05.2009 | 21:50SocialTwist Tell-a-Friend

Un ejemplo – Por J.Fontevechia – Diario Perfil 16.05.2009 - 21hs

Por Jorge Fontevecchia | 16.05.2009 | 21:32

Critica de Bush. Helen Thomas, periodista decana.

La fortuna quiso que el miércoles pasado estuviera en el acto donde la Universidad de Nueva York le concedió el título de doctora honoris causa en Letras a la mayor leyenda actual del periodismo norteamericano: Helen Thomas (en esa misma ceremonia, junto a miles de alumnos, uno de mis hijos se graduaba en Filosofía y Economía). Además de Helen Thomas, el profesor de la Universidad de París y Premio Nobel de Física 2007, Albert Fert, recibió el título honoris causa de doctor en Física, y la oradora principal del evento, la canciller norteamericana, Hillary Clinton, recibió un doctorado honoris causa en Leyes.

El discurso de Hillary no superó al del decano de la propia universidad, quien les recordó a los recién egresados varios de los mandamientos de Abraham Lincoln: “No se puede crear prosperidad desalentando la iniciativa individual. No se puede fortalecer al débil debilitando al fuerte. No se puede promover la fraternidad de los hombres admitiendo e incitando el odio de clases. No se puede progresar –un individuo o un Estado– cuando se vive del dinero prestado. No se puede formar el carácter y el valor cuando se despoja al hombre de su independencia e iniciativa. No se puede amparar a los hombres realizando por ellos lo que ellos puedan hacer por sí mismos”.

Argentina utópica. Pero el momento más vibrante de la ceremonia fue cuando la octogenaria Helen Thomas recibió su doctorado y los aplausos se prolongaron durante minutos. Helen lleva 65 años de periodista (comenzó en 1942 en el desaparecido diario Washington Daily News) y 48 años de acreditada en la Casa Blanca. Como decana de los acreditados, es la encargada de cerrar todas las conferencias de prensa presidenciales: comenzó con Kennedy, pasó por Johnson, Nixon, Ford, Carter, Reagan, Bush padre, Clinton, Bush hijo y ahora Obama.

Ya en 1959, Helen presidió el Club Nacional de Periodistas Mujeres, en 1961 fue la primera mujer en integrar la Asociación de Corresponsales Acreditados en la Casa Blanca, la que luego presidió en 1975, también la primera mujer en ser aceptada en el tradicional Club Nacional de Periodistas en sus noventa años de existencia, la primera mujer periodista que integró una comitiva presidencial durante el histórico viaje de Nixon a China en 1972, y ya en los 70 fue elegida “mujer del año” y una de las “20 mujeres más poderosas de Estados Unidos”. También recibió varios doctorados honoris causa, entre ellos el de la Universidad de Columbia. 

Helen escribió varios libros: Memorias de la Casa Blanca, Primera fila en la Casa Blanca (ella ocupa el primer asiento en las conferencias de prensa), Gracias, señor presidente (así concluyen todas las conferencias de prensa y es Helen la encargada de decirlo), ¿Perros guardianes de la democracia?, y, el último, Escúcheme usted, señor presidente.

Este extenso currículum, sumado a que Helen cumple 90 años en 2010, podría hacer suponer al lector que se trata de una venerable anciana cuya figura dentro del periodismo es protocolar. Pero está muy lejos de ser así: George W. Bush, cansado de las preguntas de Helen, ordenó que ella perdiera su asiento en la primera fila y la obligó a sentarse en la última. Esto sucedió en 2006, cuando Helen le preguntó: “Su decisión de invadir Irak ha causado la muerte de miles de norteamericanos e iraquíes. Cada una de las razones que usted argumentó públicamente se terminaron comprobando falsas o no verdaderas. Entonces, ¿por qué realmente usted inició esta guerra?”.

Al asumir, Obama le restituyó su asiento en la primera fila de la sala de conferencias de la Casa Blanca, porque “sin un pueblo informado no hay democracia”. 

Durante los ocho años del gobierno de Bush, Helen se radicalizó. Dijo que frente a muchos presidentes, por cortesía, había practicado diferentes formas de autocensura, pero que ya no aguantaba más porque estaba cubriendo “al peor presidente de la historia de Estados Unidos”.

Otra conferencia de prensa recordada de la era Bush fue cuando Dana Perino, secretaria de Prensa del gobierno, informaba sobre avances en la Guerra de Irak y Helen la interrumpió preguntado: “¿Usted quiere decir que estamos matando a mucha más gente?”.

La Guerra de Irak motivó a Helen a criticar a sus colegas por “falta de coraje” y por “la declinación de la calidad y la ética del periodismo político”. Ella espera que la lección que dejan los errores del gobierno de Bush haga renacer el “periodismo duro” en EE.UU. porque “a partir de las Torres Gemelas nadie se animó más a hacer preguntas penetrantes por miedo a ser acusado de no patriota”.

En lo personal, Helen también ha dado muestras de disciplina con sus convicciones. Ella ingresó a la Casa Blanca como corresponsal de la agencia de noticias United Press International (UPI) y en el año 2000, cuando la secta Moon compró UPI, Helen renunció a la empresa en la que había trabajado ininterrumpidamente nada menos que 57 años. Desde entonces, es acreditada en la Casa Blanca por la cadena de diarios Hearst.

De Frondizi a Kirchner. Para comprender qué representa Helen Thomas en la vida de los norteamericanos con nuestra perspectiva argentina habría que imaginar que, a partir del gobierno de Frondizi, se realizaran regularmente conferencias de prensa donde todos los presidentes sin excepción debieran responder las preguntas libremente formuladas de los acreditados en la Casa Rosada (a los que luego no se mata o despide, ni se toman represalias con los medios que representan), que esas conferencias de prensa fueran transmitidas por todos los canales de TV y que siempre tuviera la última palabra una periodista con la inteligencia e independencia de Magdalena Ruiz Guiñazú.

Periodismo = democracia. Nos cuesta imaginarlo porque nuestra propia historia como país hubiera sido otra si simplemente todos los gobiernos se hubiesen tenido que ajustar a la rutina de las conferencias de prensa, comenzando por que hubieran sido inviables las dictaduras. Una prensa libre con un papel destacado dentro de la sociedad es la mejor garantía de preservación de un verdadero sistema democrático. Conquistas así no se logran de la noche a la mañana, el periodismo y toda la sociedad tienen que pelear por ellas. Helen Thomas supo dar su pelea y legarles a las futuras generaciones el ejemplo de espíritu crítico que debe guiar a todo periodista y a todo intelectual.

Los lectores interesados en comprender más sobre cómo funciona el sistema de conferencias de prensa presidenciales en Estados Unidos pueden tipear Helen Thomas en YouTube. Allí encontrarán centenas de videos de Helen frente a Bush e incluso uno muy divertido en la cena anual de Free Press donde entrevista a un imitador de Bush (http://fon.gs/3ef460/). 

Helen dijo a los futuros periodistas: “No duden, tendrán el mejor trabajo del mundo, pero tengan coraje para decir la verdad y hacer su contribución a ella”.


Share/Save/Bookmark
Continue Reading
Un ejemplo – Por J.Fontevechia – Diario Perfil 16.05.2009 - 21hsSocialTwist Tell-a-Friend

14.5.09

Una parodia de sí mismo - lanacion.com

Una parodia de sí mismo - lanacion.com: El análisis
Joaquín Morales Solá - Para LA NACION
Miércoles 13 de mayo de 2009 | Publicado en edición impresa

El nuevo Néstor Kirchner se parece más al paródico Kirchner de 'Gran Cuñado' de Tinelli que al Kirchner real. Besuqueador, generoso con los abrazos, medio exaltado y con dosis escasas de agresividad.

¿Es Kirchner así? Han pasado seis años desde su llegada al poder y la respuesta es rotunda y rápida para cualquier argentino atento: no es así.

Tanto la versión nueva y electoral de Kirchner como la imitación que Tinelli hizo del ex presidente son, en última instancia, maquillajes edulcorados de un hombre duro y pasional, muchas veces vengativo, siempre exasperado. La novedad más importante del personaje que está creando Kirchner consiste en que él mismo ha tomado nota de que la versión real de su estilo es altamente impopular entre los argentinos. Y tiene razón: una inmensa mayoría de sus conciudadanos se cansó hace mucho de aquel hombre que electrizaba de arbitrariedades las tribunas del Gran Buenos Aires o que espolvoreaba injusticias desde su famoso atril en la Casa de Gobierno. 'No se hagan ilusiones. No durará así mucho tiempo. Nunca pudo con su genio', suele deslizar un funcionario que lo conoce desde Santa Cruz.

La experiencia reciente es ilustrativa de ese destino corto que siempre tiene el Kirchner camuflado. Daniel Scioli se cansó de decirle, hace un mes, que era mejor que apareciera como un líder sereno y consensual, porque la gente común ya no quería más rabietas públicas. Kirchner le hizo caso en un par de actos, pero luego descerrajó la amenaza de que se reeditaría el caos de 2001 si ocurriera una derrota del oficialismo en junio. Enardeció de nuevo el escenario público, sobre todo porque esa advertencia fue tomada casi como una extorsión. El final del ciclo kirchnerista puede estar en duda, pero es evidente que su viejo estilo está terminado.

Ahora ha vuelto a abrazar y a besar en el decisivo conurbano bonaerense. Ha hecho declaraciones públicas a selectos y recurrentes medios y periodistas con el discurso de un hombre institucional, que nunca lo fue desde que se encaramó en el poder de la Argentina. Al vicepresidente Julio Cobos suele llamarlo 'traidor' en la intimidad y rechazó cualquier propuesta de acercamiento a él desde la fatídica noche kirchnerista del 18 de julio, cuando cayó en el Senado la resolución 125 sobre las retenciones a la soja. Ayer, trató a Cobos con el boato institucional y no quiso rozarlo con ninguna alusión despectiva.

* * *

Nadie ha hecho tanto como Kirchner para descalificar ante la sociedad y ante la historia a su predecesor y padrino político Eduardo Duhalde. Por eso, Duhalde construye una opción antikirchnerista allí donde ve una oportunidad; se tomó en serio la sentencia de que quien pone tiene también la obligación de sacar. La propia esposa del entonces presidente insinuó que Duhalde era un 'mafioso' hace menos de dos años; era lo mismo que repetían públicamente los amigos de Néstor Kirchner. Ayer, Kirchner señaló que sólo estaba distanciado de Duhalde porque éste es 'conservador', una etiqueta política que no lo incomodó en los tambaleantes meses de 2003.

Kirchner intuye que si hubiera un relevo para él en la vida política ése sería Carlos Reutemann. Es la única excepción de un adversario al que nunca agredió. Entrevé, quizá, que en algún momento deberá verse obligado a negociar con el senador santafecino las condiciones de una transición dentro del liderazgo peronista. Reutemann lo ha criticado tanto, o más, que Mauricio Macri, Francisco de Narváez o Felipe Solá. Pero Kirchner no ha cambiado: ayer, siguió considerando a Reutemann un hombre al que respeta, según dijo.

Kirchner le habla al oído del que lo escucha y se porta de acuerdo con la necesidad electoral, aunque esta última parte le cuesta más que la otra. ¿Quién garantiza que no volverá a prenderle fuego a la política desde las tribunas de Buenos Aires? ¿Quién asegura que no regresará al estilo de demonizar a los medios y a los periodistas independientes, cuando ayer mismo hizo una alusión peyorativa al periodismo? ¿Quién, al fin y al cabo, puede estar seguro de que el Kirchner retocado y compuesto no dará lugar prontamente al Kirchner conocido y verídico? Nadie puede nada.

Es más frecuente en él, casi constante, su discurso coincidente con el que lo escucha. Lo decía con todas las letras cuando, en tiempos de Roberto Lavagna, negociaba duramente con el FMI. 'Yo me puedo hacer el loco, pero Lavagna no', repetía. Quien puede hacer una cosa puede hacer la otra. Se ofreció ante Washington para 'contener' a Hugo Chávez, pero terminó organizando con Chávez y con Fidel Castro la contracumbre de la cumbre americana de Mar del Plata, en 2005. Es probable deducir que ahora Washington prefiere negociar con Chávez o con Castro, claros adversarios de la Casa Blanca, que con el imprevisible y cambiante Kirchner.

El ex presidente, que tiene el inconsciente cerca de la boca, confirmó ayer el virtual empate de las encuestas en la provincia de Buenos Aires. Aseguró que las elecciones se ganan con un solo voto de diferencia. Resulta redundante decir ya que su proyecto electoral se encierra sólo en ganar, aunque fuere por un voto, como él dijo, el más grande distrito electoral del país. Entonces podrá asegurar que él ha ganado, aunque su esposa haya perdido las elecciones nacionales y, sobre todo, las mayorías parlamentarias en el Congreso.

La campaña de Néstor Kirchner no ha hecho otra cosa que desdibujar aún más la marchitada imagen de la Presidenta. Es Kirchner el que acapara las páginas políticas de los diarios y los espacios de los informativos de televisión. Cristina resulta relegada a actos de módico protocolo o de escaso relieve político. El 10 de diciembre de 2007, el día en que su esposa asumió la presidencia, Kirchner aseguró que el telón de la vida pública había bajado para él. Diez días después apareció en la selva colombiana para ayudar a Chávez a liberar a un niño que no estaba secuestrado. Nunca más se fue de un excesivo protagonismo en la política argentina.

El nuevo Kirchner se parece demasiado a aquel del 10 de diciembre. Los próximos días dirán si el tiempo de la actuación actual será tan breve como el de hace un año y medio. Dirán, también, si aquel funcionario santacruceño acertó el pronóstico cuando describió la condición imbatible de su impetuoso carácter."

Share/Save/Bookmark
Continue Reading
Una parodia de sí mismo - lanacion.comSocialTwist Tell-a-Friend

Cortocircuito con Estados Unidos - lanacion.com

Cortocircuito con Estados Unidos - lanacion.com:
Shannon marcó diferencias con Cristina Kirchner sobre la relación de EE.UU. con la región
Jueves 14 de mayo de 2009 | Publicado en edición impresa

Silvia pisani
Corresponsal en EE. UU.

WASHINGTON.- Un nuevo e inesperado cortocircuito interpretativo pareció revelarse ayer aquí entre el gobierno de Cristina Kirchner y el de Barack Obama.

Fue cuando, en forma sorpresiva, la administración demócrata cuestionó los resultados de la Cumbre de Mar del Plata -en la que el ex presidente George Bush fue insultado en medio de estallidos de violencia piquetera; encuentro que, hace sólo unas semanas, la presidenta argentina había reivindicado como un 'histórico punto de inflexión' en las relaciones entre Estados Unidos y los países de la región.

Lejos de esta interpretación de la Casa Rosada, ayer el saliente secretario adjunto para América latina reveló que tras aquellos ruidosos días surgieron 'serias dudas' sobre el futuro del diálogo integrador en el proceso de cumbres.

Después de lo de Mar del Plata 'surgieron preguntas serias' respecto de si la región estaba 'capacitada' para avanzar en una agenda de integración y globalización, dijo ayer Shannon, un diplomático caracterizado por la prudencia en sus juicios públicos.

Sus palabras causaron asombro y fueron uno de los temas de comentario de los asistentes a la 39a edición del Consejo de las Américas, reconocido foro privado que reúne empresas y asociaciones con intereses en la región, que deliberó auspiciado por el Departamento de Estado.

En forma implícita, Shannon pareció ayer dar réplica a la interpretación que, hace sólo cuatro semanas, dio Cristina Kirchner de esos hechos de Mar del Plata, que reivindicó como 'un momento de inflexión' histórica.

En efecto, al hablar en la inauguración de la reciente Cumbre de las Américas, en Trinidad y Tobago, la Presidenta rescató aquellos violentos días como el 'primer paso, un punto de inflexión para el continente' en su relación con Estados Unidos, que tuvo a la Argentina por protagonista.

'En aquella cumbre, distintos países con distintas historias e ideas le dijeron no al ALCA. Pero hubo algo más que eso. Aquella reunión de Mar del Plata simbolizó el nacimiento de una nueva forma de razonamiento de nuestras naciones', afirmó la Presidenta, en un discurso seguido por Barack Obama.

'En Mar del Plata, nos plantamos en nuestras ideas y experiencias, y dimos una respuesta a lo que durante muchas décadas fue una relación traumática', sostuvo la mandataria.

Shannon, en cambio, ayer reveló que, tras aquellos episodios, lo que surgió fueron 'serias dudas' sobre la posibilidad de que la región estuviera 'capacitada' para avanzar en una agenda de integración.

El funcionario dio la respuesta en una ponderación del reciente encuentro de Trinidad y Tobago, cuyo espíritu dialoguista 'sí demostró que somos capaces de ello'.

En Trinidad y Tobago se demostró que 'la Cumbre está viva y que es un importante vehículo para el diálogo y la acción', dijo Shannon, quien -en breve- será sustituido en su cargo por el académico de origen chileno Arturo Valenzuela."

Share/Save/Bookmark
Continue Reading
Cortocircuito con Estados Unidos - lanacion.comSocialTwist Tell-a-Friend

Telefónica capea el temporal con ayuda de América latina

Noticias de Wall Street Journal - Jueves 14 de mayo de 2009 | Publicado en edición impresa

  • MADRID—El conglomerado español de telecomunicaciones Telefónica SA anunció el miércoles un aumento de 9,8% en su ganancia neta del primer trimestre. El resultado fue impulsado por el sorprendente dinamismo de sus negocios en América latina, que ayudaron a contrarrestar la caída de los ingresos en Europa.

Telefónica, la mayor compañía de telecomunicaciones fijas y móviles de Europa de acuerdo al valor de mercado, ha sentido el impacto del desplome del mercado español. O2, el operador del negocio europeo de telefonía celular de Telefónica, también se ha visto afectado por la recesión de Gran Bretaña y la caída de la libra esterlina.

No obstante, el gigante madrileño de las telecomunicaciones disipó los temores de que sus intereses en América latina también flaquearían y resaltó las buenas perspectivas de la región. "Nos dimos cuenta de que la crisis (en América latina) es menos grave, comenzó más tarde y está mucho más centrada en el comercio exterior que lo que se observa en otras partes del mundo", dijo el director general de finanzas de Telefónica, Santiago Fernández Valbuena. Europa, en cambio, "es un grupo heterogéneo", añadió. "Las cosas claramente están más complicadas en España".

Telefónica informó que la ganancia neta del primer trimestre ascendió a los 1690 millones de euros, unos US$ 2310 millones, frente a los 1540 millones de euros de los tres primeros meses de 2008. El mayor optimismo sobre América latina y una campaña de recorte de costos contribuyeron a que el grupo no haya alterado sus pronósticos para 2009.Los ingresos de la empresa cayeron 1,4% a nivel mundial para llegar a los 13.700 millones de euros, unos US$ 18.660 millones, pero hay diferencias marcadas entre Europa y América latina.

Los ingresos en América latina aumentaron 4,8% gracias al consumo robusto de la región. La facturación, sin embargo, descendió 4,2% en España debido a la fuerte recesión que atraviesa la economía, el alza del desempleo y la feroz competencia de las empresas de bajo costo. Los ingresos disminuyeron 6,6% en el resto de las operaciones europeas, perjudicadas por el bajo consumo y la brusca depreciación de la libra esterlina. O2 es el mayor operador británico de telefonía celular.

Los inversores han considerado a los principales operadores europeos de telecomunicaciones como inversiones defensivas en los últimos 12 meses, a pesar de que la crisis se ha intensificado. Las empresas de telecomunicaciones han rendido mejor que la mayoría de las cadenas minoristas o las empresas de bienes de consumo ya que los clientes de telefonía o Internet por lo general están atados a contratos.

Pero ya han surgido algunos indicios preocupantes. Deutsche Telekom advirtió a mediados de abril que sus ganancias iban a estar por debajo de lo esperado, mientras que los ingresos de France Télécom prácticamente se estancaron en el primer trimestre. La ganancia neta de Telecom Italia disminuyó 4,5% en el primer trimestre a 463 millones de euros debido al descenso de los ingresos por líneas fijas en Italia y un menor crecimiento en Brasil.

El bajón económico llevó al gigante español a implementar medidas de reducción de gastos que antes hubieran sido impensables. A fines de marzo, por ejemplo, Telefónica y la británica Vodafone Group PLC acordaron compartir parte de su infraestructura de telefonía móvil en Europa para ahorrar "cientos de millones de euros" durante la próxima década. El proyecto permitirá a las compañías compartir antenas y estaciones de transmisión y recepción en España y Alemania, consolidar redes en Gran Bretaña y expandirse a otros mercados. Telefónica también recortó sus gastos de capital en 12% para dejarlos en un poco por debajo de los 7.500 millones de euros (US$ 10.200 millones) este año. La mayor parte de los recortes tendrá lugar en mercados maduros de Europa, según la empresa; las inversiones en América latina no se verían afectadas.

La compañía reconoce que tendrá problemas para retener a los suscriptores en mercados europeos maduros como España, y por esa razón está apostando fuerte a Latinoamérica. Telefónica es un inversionista clave en la región, con presencia en México, Brasil, Argentina, Chile, Colombia, Perú y Venezuela, entre otros países. "En Europa, es tiempo de cosechar, no de sembrar", dice Fernández Valbuena. "Nuestro modelo de crecimiento es latino, porque América latina es lo que está creciendo."

Por Thomas Catan y Leila Abboud


Share/Save/Bookmark
Continue Reading
Telefónica capea el temporal con ayuda de América latinaSocialTwist Tell-a-Friend

Denuncia a Kirchner por usurpar la Presidencia

POR USAR EL HELICÓPTERO OFICIAL EN LA CAMPAÑA

El diputado Fernando Iglesias presentó nuevo elementos en la causa. Por qué le dijo a Perfil.com que Cristina es una "presidenta testimonial".

Ver Comentarios (43)

13.05.2009 | 20:01

La denuncia contra el ex presidente Néstor Kirchner por usurpación de título que presentó la Coalición Cívica en febrero fue ampliada hoy por el diputado Fernando Iglesias. " El delito de usurpación de la Presidencia continúa cometiéndose", aseguró Iglesias a Perfil.com, quien agregó que en su nueva presentación figura "el uso evidente, impúdico y abusivo de todos los medios que forman parte del Estado nacional, helicópteros y aviones, en el Partido Justicialista", como ocurrió en los actos peronistas en los partidos bonaerense de Berazategui, Islas Malvinas y Quilmes.

El diputado marcó que su denuncia no busca sólo que Kirchner sea sancionado por la Justicia, sino evitar que estos hechos ilícitos se sigan consumando. "Yo denuncio que Kirchner opera como el Presidente de la Nación distribuyendo fondos no en criterio de necesidades ciudadanas, sino en torno la campaña", explicó y argumentó que "si esos fondos hubiera sido destinados a solucionar las necesidades otra hubiera sido la historia".

Iglesias puntualiza que los casos del alud en Tartagal y la epidemia de dengue en Charata podrían haber sido combatidos o prevenidos si el Ejecutivo hubiese enviado los fondos necesarios que, sostiene, fueron utilizados con fines electoralistas. Lo dice en referencia a las reuniones que Kirchner mantuvo en Olivos con intendentes del interior en los que "gestionó" el envío de fondos a cambio de apoyo político, según manifestaron los propios implicados, como el jefe comunal de La Rioja, Roberto Quintela, cuyo municipio recibió 98 millones de pesos.

Candidaturas testimoniales. "Cristina Kirchner es una presidenta testimonial", afirmó Iglesias a este medio. "Lo que han hecho con las candidaturas testimoniales es ir un paso más allá de lo que denunciamos", sostuvo y afirmó que los Kirchner han convertido a está metodología en "un modus operandi de banda delictiva". El diputado adjunta en su ampliación de denuncia varios pedidos de informe sobre el uso de bienes públicos que no han tenido respuesta por parte del Gobierno.

El hombre de la Coalición Cívica expresó que los hechos demostraron que su denuncia no era "infundada" y aseveró que "si hubiéramos tenido un juez que hubiera actuado con prontitud" se le habría puesto un freno a Kirchner. El juez de la causa, Dr. Julián Ercolini, se excusó y ahora la misma está en el juzgado Marcelo Martínez de Giorgi.


Share/Save/Bookmark
Continue Reading
Denuncia a Kirchner por usurpar la PresidenciaSocialTwist Tell-a-Friend

No podrán gobernar si creen que "gobernar" es "mandar"

Por Mariano Grondona - Domingo 3 de mayo de 2009

  • El ex presidente y su esposa han afirmado en sus últimos discursos que, si en las elecciones del 28 de junio llegan a perder la mayoría que aún tienen en el Congreso, el país caerá en una crisis de gobernabilidad . Los argentinos conservan una memoria demasiado fresca de nuestra última crisis de gobernabilidad, en los tiempos finales de De la Rúa, para que este sombrío vaticinio les sea indiferente. Por si hubiera alguna duda sobre lo que está diciendo, la pareja presidencial ha precisado que, si pierde la mayoría en el próximo Congreso, el fatídico 2001 volverá a nosotros.

Por supuesto, ningún argentino ni ebrio ni dormido querría que el reloj de la historia retrocediera ocho años. ¿Podría pensarse entonces que sólo nos hallamos aquí ante una amenaza de corte electoralista, destinada a cosechar los abundantes frutos del miedo? "Nosotros o el caos": ¿cuántas veces los gobiernos hegemónicos han empleado dentro y fuera de la Argentina este argumento electoral? Sea con Chávez, sea con los Kirchner, el signo de los gobiernos autoritarios es convertir cada elección, aun la menos trascendente en términos institucionales, en un plebiscito donde se juega la suerte de la Nación.

Desde el punto de vista institucional, sin embargo, nuestro calendario incluye elecciones mayores y menores . En las elecciones mayores, el país elige cargos "ejecutivos" como el de presidente y, en el plano local, los de gobernadores e intendentes. En las elecciones menores, renueva solamente parte de sus bancas legislativas. En los años 2003 y 2007 tuvimos elecciones mayores para elegir presidente, gobernadores e intendentes. En 2009, sólo elegiremos legisladores nacionales y provinciales, y concejales. Cualquier observador imparcial diría que el próximo 28 de junio nos espera, por lo tanto, una elección menor.

No para los Kirchner. Ellos nos dicen, al contrario, que de aquí a sesenta días la suerte del país se decidirá a todo o nada . Esta dramatización de una jornada electoral menor los lleva no sólo a sostener que el destino del gobierno nacional pende en una balanza, sino también a advertir que el triunfo eventual de la oposición tendría un efecto "destituyente" del poder presidencial, al entregar la nación en manos de sus enemigos políticos. La divinización del propio poder conlleva como conclusión inevitable la demonización del adversario. Patria o colonia. Pueblo o antipueblo. Lejos ya de un ser un acontecimiento casi rutinario, la elección parcial del 28 de junio se convierte así, desde la retórica oficial, en una batalla histórica entre los elegidos y los réprobos. Por eso no debe asombrarnos que la difamación de aquellos que han tenido la osadía de desafiar a los Kirchner haya pasado a formar parte de la campaña oficial.

¿Treta o dogma?

Si los dichos de los copresidentes fueran sólo una treta encaminada a sumar votos, podríamos tolerarla. ¿Cuántas veces las campañas electorales han dado lugar, aquí y afuera, a gestos desmesurados? Cuando sólo se trata de esto, después de la campaña, cual si fuera después de un deporte ejercitado con ardor, los adversarios se dan la mano y allí no ha pasado nada. En estos casos, las exageraciones en cierto modo comprensibles quedan prontamente en el olvido. ¿Pero es éste el enfoque de los esposos Kirchner o, cuando se autodivinizan y demonizan a sus adversarios, convirtiéndolos en enemigos, hablan en serio?

Si los Kirchner hablan en serio al erigirse como la única alternativa para evitar que recaigamos en 2001, tenemos un problema que proviene de confundir dos verbos cercanos pero distintos. Porque una cosa es gobernar y otra es mandar . "Gobernar" es un verbo afín a "pilotear". Cuando conduce un barco, el piloto sabe que tendrá que maniobrarlo entre tortuosas corrientes. Gobernar es ceder para avanzar. Es tener en cuenta que en el mar chocan olas y contraolas. "Mandar", en cambio, es un verbo con resonancias militares. En un ejército, si no hay mando no hay gobierno.

Si se observa la trayectoria de Néstor Kirchner desde la intendencia de Río Gallegos hasta la presidencia y ahora la copresidencia de la Nación, pasando por la gobernación de Santa Cruz, ¿ha "gobernado" alguna vez, buscando el consenso con aquellos que no pensaban como él? ¿O ha atesorado cuanto residuo de poder quedó al alcance de sus manos, desde la voluntad de los colaboradores incondicionales hasta los medios empresarios y de comunicación, como si en cada conflicto le fuera la vida? Para él, ¿no ha sido siempre la única opción doblegarse o doblegar? Los conflictos políticos y económicos, desde la perspectiva de Kirchner, siempre han sido batallas. Pero en las batallas, como se sabe, no hay empates.

Si la oposición los superara en el Congreso, ¿aceptarían los Kirchner dialogar con ella? Si no pudieran "mandar" como lo han hecho hasta ahora, sin límites políticos o institucionales, ¿se resignarían a "gobernar" de aquí a 2011, es decir hasta la verdadera elección "mayor" que nos espera de aquí a dos años? Esta es la pregunta que hay que hacerse de cara a las próximas elecciones. Descalificar a todos aquellos que se atreven a disentir con él, desde el campo hasta el panradicalismo o el peronismo federal, ¿es una treta en definitiva reversible porque sólo se despliega en medio de una campaña electoral, o es un dogma al que Kirchner no podría renunciar por creer que, si lo hiciera, dejaría de ser él mismo?

El dilema de los Kirchner

Esta pregunta no es teórica sino práctica porque la mayoría de los encuestadores nos dicen que, después de las elecciones, probablemente el Gobierno se quede sin mayoría en el Congreso. ¿Aprovecharía en tal caso la oposición para desestabilizarlo? ¿O el peligro de la ingobernabilidad que denuncian los Kirchner podría venir, paradójicamente, de ellos mismos?

Todo dependería en tal caso de la opción del propio matrimonio presidencial, que debería decidir si se resigna a gobernar o si insiste en mandar. Mandar ya no le sería posible porque los instrumentos gracias a los cuales mandó hasta ahora como los "superpoderes", el Consejo de la Magistratura y el uso y abuso de los decretos de necesidad y urgencia (DNU) le serían negados. ¿Se decidiría entonces a gobernar?

Gobernar sin mayoría en el Congreso ha sido frecuente en las democracias presidencialistas contemporáneas. Ha ocurrido en países como Brasil, los Estados Unidos y Uruguay sin que hubiera por eso una crisis de gobernabilidad. Esto ha sido relativamente fácil porque situaciones de este tipo encontraron a presidentes que ya habían decidido gobernar en vez de mandar. Pero si los Kirchner se encontraran en una situación como ésta, la dificultad mayor no residiría en el Congreso donde quedarían en minoría sino en ellos mismos porque les exigiría cambiar de cuajo su estilo, su carácter, su concepción del poder. ¿Están psicológicamente preparados para hacerlo?

Quizá si los Kirchner decidieran al fin pasar de la confrontación al diálogo, se sorprenderían al advertir en sus opositores una reserva equivalente de buena voluntad. La Argentina pasaría en tal caso de ser una democracia hegemónica a ser una democracia republicana. No habría, simplemente, ingobernabilidad. Habría una nueva maduración política al alcance de todos hasta que, en 2011, los argentinos decidieran definir su destino. Para entonces ya no podría haber tampoco elegidos y réprobos, patria y antipatria, sino el tesoro inapreciable que las democracias exitosas ya poseen: la unidad de las inteligencias y las voluntades en la diversidad.


Share/Save/Bookmark
Continue Reading
No podrán gobernar si creen que "gobernar" es "mandar"SocialTwist Tell-a-Friend

Pulpo al horno. Receta

Juana Trujillo 13 de mayo de 2009

Pulpo

Molusco cefalópodo, de carne muy fina, aunque dura. Se puede preparar “a feira”, frito en trozos, a la provenzal, a la gallega o con arroz y azafrán. En España, la región en la que más se cocina es Galicia, auque el resto de las regiones tambien disfrutan de recetas igual de sabrosas, como puede ser este pulpo al horno , que es una variante del pulpo a la murciana.

Los ingredientes

1 pulpo mediano, 1/2 litro de cerveza, aceite de oliva, pimentón dulce, escamas de sal.

La preparación del pulpo al horno

Precalentamos el horno a 180º C.

Limpiamos bien el pulpo, lo ponemos en una fuente de horno y lo cubrimos con cerveza. Lo introducimos en el horno y asamos durante 1 hora por cada kilo de pulpo aproximadamente.

De vez en cuando lo regamos con poco más de cerveza y le damos la vuelta para evitar que se seque.

Cuando este listo, lo sacamos del horno, escurrimos y desechamos el liquido de cocción, dejamos que se enfríe un poco y lo cortamos.

Pulpo

Tiempo de elaboración | 15 minutos
Tiempo de cocción I 60 minutos
Dificultad | Baja

La degustación

Lo vamos colocando en una fuente, lo espolvoreamos con el pimentón picado, lo regamos con aceite de oliva y salamos con las escamas de sal.

Aliñarlo con aceite, pimentón y sal, es solo una sugerencia, también se puede aliñar por ejemplo, con una majada de ajo, perejil, sal y aceite.

En Directo al Paladar | Como limpiar y preprarar pulpos y calamares II
En Directo al Paladar | Receta de pulpo al ajillo

5 votos
¿Recomendarías este post?

FUENTE: Directo al Paladar -


Share/Save/Bookmark
Continue Reading
Pulpo al horno. RecetaSocialTwist Tell-a-Friend

12.5.09

El terreno en el que nadie gana - lanacion.com

El terreno en el que nadie gana - lanacion.com: "El escenario
Adrián Ventura
LA NACION
Martes 12 de mayo de 2009 | Publicado en edición impresa

Con una sentencia no se ganan unas elecciones. Denunciar ante la Justicia las irregularidades sirve para no consentir atropellos a la Constitución nacional. Pero los comicios se ganan en las urnas.

No es la primera vez que se formulan acusaciones ni será la última. Carlos Menem denunció fraude antes del ballottage de 2003 y la UCR lo hizo en 2005, cuando dos candidatas peronistas, Hilda Duhalde y Cristina Kirchner, aspiraban al Senado.

Ahora, la UCR, con un escrito elaborado por Ricardo Gil Lavedra, denunció las listas testimoniales y objetó que Néstor Kirchner se presente por un distrito donde no tiene su domicilio, mientras Francisco de Narváez (PJ-disidente) busca la salida de los tribunales y probar que no tiene nada que ver con la efedrina. En 2005, otra acusación oficial falsa debilitó la candidatura de Enrique Olivera.

El Gobierno es victimario. Pero la historia la hacen los que ganan.

* * *

En una democracia decide la mayoría numérica. Pero la Argentina, como lo dice el nombre propio del país, es una República. Esto significa que la democracia debe desarrollarse dentro de ciertos parámetros establecidos por la Constitución.

Sin embargo, la historia nacional sabe poco de límites: conoció el voto cantado hasta 1912, los fraudes de los años treinta, la proscripción, el clientelismo, el voto en cadena, las listas colectoras, los borocotós y otros muchos artilugios. Las listas testimoniales, hoy por hoy, son el más sofisticado modelo de los desaguisados .

Entonces ¿para qué sirve denunciar estos nuevos atropellos? Para no consentir pasivamente el estrangulamiento de nuestras instituciones.

Pero, fuera de ello, nadie abriga esperanzas de que el juez federal Manuel Blanco vaya a invalidar esas candidaturas.

A lo sumo, la Cámara Nacional Electoral, que no mira con simpatía estas maniobras, quedará en un brete: opta por la letra y el espíritu de la transparencia constitucional o se muestra inhábil para frenar un sistema político desmadrado, donde la sociedad espera que los jueces corrijan a políticos que la sociedad no condena.

Más allá de esa frontera legal, son los políticos lo que deben presentar programas de gobierno más atrayentes y son los electores quienes, con su control y su voto, pueden castigar o premiar"

Share/Save/Bookmark
Continue Reading
El terreno en el que nadie gana - lanacion.comSocialTwist Tell-a-Friend

Vale todo, menos la razón - lanacion.com

Vale todo, menos la razón - lanacion.com:
Por Adrián Ventura
Viernes 8 de mayo de 2009 | 01:47 (actualizado hace 4 días)
Ver comentarios de lectores (234)

La Argentina se convirtió en un país donde todo, o mejor dicho cualquier cosa, parece aceptable. Todo, menos la gente idónea, capaz y racional.

La lista de un partido puede ser testimonial, falsa o estar llena de personajes del espectáculo que pueden enriquecer marquesinas pero que saben muy poco de política.

Un piquetero, Luis D´Elia, con tal de lograr un lugar en las lista del PJ, puede interrumpir la vida normal de una ciudad y, además, reclamar que las listas 'no sean blancas, sino que estén llenas de pueblo, morochos y trabajadores'.

El ex presidente Néstor Kirchner especula con su propia candidatura hasta último momento y, como si fuese un asunto secundario, no se siente obligado a confesar públicamente si asumirá la banca o no. Así, confunde la construcción de la verdadera política con algo lúdico, como si fuese la formación de un cuadro de fútbol.

Ejemplos de este tipo sobran.

En realidad, no hay ningún inconveniente que en la lista haya blancos o morochos. Y, en definitiva, esa dicotomía sólo se le puede ocurrir a los dueños de discurso confrontativo.

Tampoco habría ningún inconveniente que las listas estén formadas por actores o deportistas.

Lo grave es otra cosa: que las listas de todos los partidos son armadas a dedo, sin internas abiertas, sin debates de asuntos públicos y se forman con la única estrategia de sumar caciques y personajes que puedan atraer votos.

Nada le garantiza a los ciudadanos que sus representantes serán los más idóneos. De lo único que los ciudadanos pueden estar seguros es que son los que son, los que están allí y, en opinión de unos pocos, merecen ser votados."

Share/Save/Bookmark
Continue Reading
Vale todo, menos la razón - lanacion.comSocialTwist Tell-a-Friend

Kirchner reniega de la democracia - lanacion.com

Kirchner reniega de la democracia - lanacion.com: "Temas de la Justicia
Por Adrián Ventura
Jueves 30 de abril de 2009 | Publicado en edición impresa

El ex presidente Néstor Kirchner dijo que la oposición busca 'destituir' a la presidente Cristina Kirchner, y que si no gana las elecciones, 'el país explota'. Es un argumento falso.

Su estrategia se apoya en la ancestral táctica política de utilizar el miedo como herramienta y niega el derecho que tiene una minoría de ganar una elección y convertirse en mayoría, la regla básica de la democracia. Si lo que dice Kirchner fuese cierto, el único triunfo legítimo sería el suyo, porque sólo el modelo del mesías es correcto y puede salvar al país. Quizás, el kirchnerismo presienta lo que podría ocurrir si la Auditoría General, la Defensoría del Pueblo o los jueces ejercieran todo su imperio sobre un poder debilitado.

Pero la estrategia trasunta inmadurez política. En los Estados Unidos, el presidencialismo más maduro, desde 1933 hasta hoy la mitad de los presidentes convivió con un Congreso que, total o parcialmente, estuvo en manos de la oposición. Así les ocurrió a Ronald Reagan, entre 1987 y 1989; a George Bush, entre 1989 y 1993; a Bill Clinton, entre 1995 y 2001, y a George W. Bush, entre 2006 y 2008, y tuvieron que aprender a negociar.

Nunca como esta vez será tan opaco el proceso electoral. Las listas sábana, muchas veces llenas de nombres de escasa representatividad, ahora quedarán más ocultas aún, bajo los nombres de políticos que sí son conocidos, pero que son candidatos falsos, porque confesaron que no cumplirán con la representación que le piden a la gente. Las candidaturas se oficializarán el 9 de mayo y el plazo para promover demandas vencerá cinco días después. Si el juez federal de La Plata Manuel Blanco las rechaza, el debate llegará a la Cámara Electoral y a la Corte Suprema.

Sin embargo, hasta ahora el Gobierno triunfó en un aspecto: descolocó a todos los partidos y logró que, todavía, se estén discutiendo listas y candidaturas. Vació la campaña de propuestas. Nadie discute sobre los problemas sociales: la pobreza, el desempleo, la inseguridad -la Federación Argentina de Magistrados acaba de hacer un llamamiento a los tres poderes- y los reiterados aprietes contra la libertad de prensa y los medios.

En los supermercados, los consumidores suelen buscar en las góndolas segundas marcas; en una democracia, los ciudadanos buscan, sin encontrarlos, grandes estadistas. Lo que nunca deben comprar son productos falsos o vencidos."

Share/Save/Bookmark
Continue Reading
Kirchner reniega de la democracia - lanacion.comSocialTwist Tell-a-Friend

Vaticinios que nos afectan a todos - lanacion.com

Vaticinios que nos afectan a todos - lanacion.com: "Editorial II

Las desafortunadas advertencias agoreras de los Kirchner desnudan su propia debilidad para asegurar gobernabilidad

Las campañas electorales, aquí y en todo el mundo, tienden a ser cada vez más duras. Pero la sensatez de los candidatos, así como la comprensión cabal del papel que les cabe, debería llevarlos a cuidarse de no comprometer el futuro de la Nación en cada instancia comicial.

Ni oficialistas ni opositores, cualquiera sea la pasión o el entusiasmo con que encaren sus respectivas campañas, pueden ignorar que actúan en un país que se mueve en un contexto internacional que se ha vuelto inusitadamente complejo.

Los países tratan de superar la crisis económica con medidas drásticas e inusuales que, poco a poco, hagan renacer la confianza de los operadores económicos. En este sentido, hace muy pocos días el propio presidente Barack Obama ha expresado que su primera meta para revertir los efectos devastadores de la crisis es recrear el crédito, esto es, la confianza de todos en el futuro común. En el mismo sentido se han expedido los líderes de la Unión Europea, alguno de los cuales cree ver ya el comienzo de una lenta pero progresiva recuperación.

En suma, todos tratan de renovar la fe y generar tranquilidad y confianza en sus respectivas sociedades acerca de que con cautela y medidas atinadas se podrán dejar atrás las calamidades que han golpeado a sus respectivas estructuras económicas y sociales.

Mientras eso ocurre en el mundo, en la Argentina son los propios gobernantes los que insólitamente amenazan con la peor de las crisis si el resultado de las elecciones en ciernes les resulta adverso. En otras palabras, cualquier argentino que deba tomar una decisión económica debería postergarla para así poder determinar si los agoreros vaticinios del gobierno terminan, o no, siendo reales. Con lo cual la crisis prenunciada por despecho e imprudencia y como parte de una campaña electoral puede hasta llegar a tener principio de ejecución más allá del real resultado electoral.

Gane o pierda el oficialismo, el país ha comenzado a detenerse a la espera de los acontecimientos. La equivocada estrategia electoral del matrimonio gobernante ha aumentado la desconfianza y la incertidumbre, además de acercar la posibilidad de una crisis presuntamente inevitable.

Esto es mucho más grave aún para eventuales inversores extranjeros, que escuchan con atención e indiscutible precaución los dichos anticipatorios del oficialismo.

Si pudiera ocurrir -por lo que dicen los Kirchner- que por el mero resultado de unas elecciones legislativas el país retroceda hasta los peores momentos de 2001, la situación sería sumamente grave. No sólo después del 28 de junio, sino ahora mismo.

La fragilidad económica real y la falta de confianza explican quizá los 6000 millones de dólares que han huido del país en lo que va del año, que se suman a los 23.000 que se fugaron el año pasado. Más allá de los índices de gobernabilidad que se elaboran en los gabinetes, esas cifras parecen confirmar el altísimo grado de desconfianza que se ha apoderado de todos aquellos que tienen en la Argentina alguna capacidad de ahorro. Por lo demás, si los propios argentinos llevan sus dineros fuera del país, no podría esperarse -con seriedad- que sean los de afuera quienes inviertan para volver a poner en funcionamiento nuestra economía. De allí su notoria ausencia.

El tema es grave porque en dos meses las elecciones habrán quedado atrás, pero la sensación de fragilidad de nuestro sistema político y económico sobre el cual se está insistiendo desaprensivamente desde el Poder Ejecutivo no será fácil de superar. La confianza y el crédito, como la honestidad, se pueden perder en un instante. Recuperarlos lleva mucho tiempo.

Lo cierto es que las desafortunadas advertencias -tan alarmistas como agoreras- de los Kirchner desnudan una verdad evidente: su propia incapacidad para asegurar gobernabilidad en el marco de la República sin recurrir al populismo, al temor y a la concentración inédita de poder que hoy existe."

Share/Save/Bookmark
Continue Reading
Vaticinios que nos afectan a todos - lanacion.comSocialTwist Tell-a-Friend

Más trabas oficiales para los granos - lanacion.com

Más trabas oficiales para los granos - lanacion.com: "Editorial II

Nuevas interferencias del Gobierno paralizan el comercio granario al tiempo que debilitan a las entidades del agro

La Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) acaba de agregar nuevos instrumentos administrativos al comercio de granos, que comenzaron en enero pasado con la exclusión de la participación de la Federación Agraria y centros de acopiadores en la emisión de las cartas de porte que deben acompañar el transporte de la producción de cereales y de oleaginosos. El cumplimiento de esa decisión perturbó el movimiento de las cosechas.

La misma dependencia anunció que, a partir del 1º del corriente mes, asumiría el registro de las operaciones de compraventa de los mismos productos, que hasta entonces estaban a cargo de las Bolsas de Cereales. Adujo la dependencia a cargo de Ricardo Echegaray que al hacerlo gratuitamente brindaría un beneficio para los agricultores en tanto que el Estado introduciría una mayor transparencia en el mercado y reduciría la evasión impositiva.

Actualmente, la AFIP ha puesto en vigor el código de trazabilidad de granos, un requisito complementario de las cartas de porte mencionadas. Este requisito, que debe tramitarse por medio del sitio de Internet de la dependencia recaudadora, terminó por desarticular el andamiaje creado y paralizó una gran proporción del transporte de granos todavía en plena de recolección de soja y de maíz, que constituyen los cultivos más importantes.

Es procedente preguntar las razones que avalan la introducción del sistema sintéticamente mencionado. Si se trata de aportar transparencia al comercio de productos agrícolas, el resultado, a cuatro meses de su primera implantación, no puede ser más desalentador.

Si se pretende reducir la evasión impositiva, sus efectos, según los comentarios prevalecientes, han sido totalmente contrarios. El citado funcionario agrega que una legión de productores se verán liberados de adherirse a medidas de protesta a las que hasta ahora los atrapaba por la adhesión a las huelgas por parte de las Bolsas de Cereales a las que debían concurrir para formalizar sus operaciones. Nada de eso tiene sustento.

Lo que debe darse por seguro es que se ha introducido una perturbación de las operaciones de cosecha, transporte y comercialización de cereales y oleaginosas, que están siendo perjudicadas por aumentos de costos en toda la cadena productiva. Y tal vez en ciertos casos con erosión de la calidad de los productos transportados. Hay otros daños no menos importantes, como la monopolización del servicio prestado, ahora con el correspondiente costo para el Estado.

Se han reducido, en cambio, los ingresos de la Federación Agraria y de los centros de acopiadores en el caso de las cartas de porte y las de las Bolsas de Cereales en el caso del registro de las operaciones. Los productores que deberían ser los beneficiarios al recibir un servicio gratuito son, a la luz de lo que ocurre, los más dañados, tal como lo muestran sus reclamos.

Dos consideraciones adicionales. Por un lado, quien ha impulsado esta operación fue hasta hace poco tiempo el presidente de la Oficina Nacional de Control Comercial Agropecuaria (Oncca), que constituyó un vehículo de intensa y perturbadora intervención estatal en otras esferas del comercio de granos, por conducto del llamado ROE Verde, con similares efectos por medio del ROE Rojo en las carnes vacunas y del ROE Blanco en la economía láctea.

Por otro lado, es fácil sospechar que las resoluciones que afectan tanto a la Federación Agraria como a las Bolsas de Cereales tienen un claro propósito destinado a debilitar la organización institucional del agro, sector fundamental al que el Gobierno, en lugar de tratar como a un socio, lo ataca como a su peor enemigo."

Share/Save/Bookmark
Continue Reading
Más trabas oficiales para los granos - lanacion.comSocialTwist Tell-a-Friend

Escandaloso uso de fondos estatales - lanacion.com

Escandaloso uso de fondos estatales - lanacion.com: "Editorial I

Sin la menor vergüenza, el Gobierno vuelca cuantiosos recursos públicos para impulsar la campaña de Néstor Kirchner

El escandaloso uso irregular de fondos públicos para campañas electorales del oficialismo, por desgracia, no es una novedad entre nosotros. Lo que sí resulta inédito es la magnitud con que esos recursos estatales se han volcado ahora de manera masiva para montar y alimentar la campaña de alguien que, como Néstor Kirchner, no forma parte del Gobierno ni ha formalizado aún su candidatura a diputado nacional por la provincia de Buenos Aires, pese a estar en marcha su campaña disfrazada de no campaña.

Una investigación realizada por LA NACION reveló que el financiamiento público de su carrera proselitista es constante y que la Casa Rosada se encarga, desembozadamente, del alquiler del helicóptero en el que Kirchner se desplaza para asistir a los actos políticos, de la filmación y televisación en vivo de esos encuentros mediante la burda utilización del Canal 7, de la transcripción y distribución de sus discursos y del aporte del personal del Estado necesario para que la organización de esos actos funcione como reloj.

Posiblemente se trate de un vicio familiar y de una devolución de favores, porque su esposa Cristina hizo lo mismo cuando él era presidente y ella, como primera dama, viajó por el mundo para una gira de 'instalación internacional' poco antes de las elecciones de 2007, que la llevaron a la Presidencia.

Aquella gira motivó una investigación judicial por el uso de bienes públicos para la campaña, pero terminó archivada por inexistencia de delito. Y aunque la Fiscalía Nacional de Investigaciones Administrativas pidió que la Oficina Anticorrupción (OA) reglamentara la utilización de recursos del Estado por las esposas o esposos de los presidentes, la OA todavía no resolvió su pedido, mientras analiza otro del fiscal federal Federico Delgado para reglar el uso de aviones de la Presidencia.

En otra violación a las normas, la no-campaña del ex presidente comenzó antes de los 60 días previos a los comicios que fija la ley como plazo para el inicio de la actividad proselitista, aunque lo mismo ha hecho Francisco de Narváez.

Aunque la legislación es ambigua, los representantes de tres organizaciones no gubernamentales que estudian temas de financiamiento político coincidieron en que el uso de recursos estatales por parte de Kirchner representa una irregularidad que podría constituir un delito, además de tornar la campaña una competencia desigual.

Volcar fondos públicos en la campaña es malversarlos, sostiene acertadamente Luis Villanueva, de la Asociación Civil por la Igualdad y la Justicia (ACIJ). Para Alejandro Paz, ex integrante de la Cámara Nacional Electoral, la irregularidad atenta 'contra la ética republicana y contra la letra de la ley'. Por su parte, Eugenia Braguinsky, del Centro de Implementación de Políticas Públicas para la Equidad y el Crecimiento (Cippec), cuestionó la posibilidad de que Kirchner use vehículos oficiales y de custodia, y consideró 'injustificable' que el Estado se hiciera cargo de la televisación de los actos de campaña y de la transcripción de los discursos.

Porque, en efecto, los mensajes que Kirchner pronunció en Pilar, Mar de Ajó, Berazategui, San Nicolás y Malvinas Argentinas se transmitieron en vivo por medio de Prensa Satelital, una empresa de los mismos dueños de La Corte, la firma que accedió a más de seis millones de pesos de la Casa Rosada mediante contrataciones directas para transmitir sus actos, a lo largo de tres años, antes de que la agencia oficial Télam llamara a una licitación pública que también ganó esa empresa. Sólo en 2006, Prensa Satelital cobró más de 2,5 millones de pesos del Ejecutivo.

La cantidad de hechos y de escándalos -sin olvidar el de la Anses- que en forma continua muestran que, para los Kirchner, el Estado es una prolongación de su sociedad matrimonial y política, no debe anestesiar a la sociedad y aún menos a la Justicia, hasta hacerlas caer en la indiferencia. Los fondos desviados para sostener la campaña del ex presidente provienen, precisamente, de la sociedad. A ella le pertenecen y a ella le han sido escandalosamente sustraídos."

Share/Save/Bookmark
Continue Reading
Escandaloso uso de fondos estatales - lanacion.comSocialTwist Tell-a-Friend

Avance K sobre los directorios - lanacion.com

Avance K sobre los directorios - lanacion.com: "
Editorial I
Avance K sobre los directorios
La designación de directores en empresas por parte de la Anses es una nueva intromisión estatal en la esfera privada

Martes 12 de mayo de 2009 | Publicado en edición impresa

El gobierno nacional ha definido claramente su propósito de designar directores en las empresas en las que la Anses dispone hoy de participaciones suficientes para lograrlo. Son acciones de las que el ente se apropió mediante la confiscación de los fondos administrados por las AFJP y que, en algunos casos, superan el 30 por ciento del capital accionario de la sociedad.

Estos porcentajes, que permiten la designación de uno o más directores por aplicación del voto acumulativo, han sido alcanzados al agruparse ahora en la Anses las tenencias que antes operaba más de una administradora, ya que el máximo que la ley les permitía era de un 5 por ciento de una misma compañía.

Esa disposición de la anterior regulación y la de no designar directores respondían al sano criterio de no involucrar a las AFJP en tareas o responsabilidades y riesgos que no les correspondían. La inversión de los fondos en acciones cumplía un objetivo en favor de los aportantes de dispersar los riesgos y potenciar los rendimientos."

Leer mas http://www.lanacion.com.ar/nota.asp?nota_id=1127046

Share/Save/Bookmark
Continue Reading
Avance K sobre los directorios - lanacion.comSocialTwist Tell-a-Friend

10.5.09

Se abren 70 días de campaña que pintan para el carajo

Si el mundo llegó hasta aquí es porque la especie es tenaz. Pero no piola. Y para nada seria. Teme al Apocalipsis y cada día acorta el viaje. Caín no cambia. Abel tampoco. Se invierte en armas atómicas más que en salud y educación. Y ante el primer susto de pandemia se busca la causa fuera de las usinas del poder.

Es humor negro hacer del chancho el animal global expiatorio.(Mubarak ordenó que no quedase cerdo vivo en Egipto) Faltó información. Y sopesar otras versiones, y muy raras, que las hay. Que Runsfeld (rey de los baños tóxicos), que Bin Laden lo prometió algún día. Que manganetas de empresas de remedios en colapso. No se sabe.

Ayer mismo crecían dudas y bochos de la ciencia confesaban estar detrás de los genes de un “chancho cero” (sic) No cierra que el planeta azul pudiera ser diezmado por un bacilo escondido en un chico mexicano. Justo ahora que caen como moscas banqueros ladrones de bancos y “ceos” que derivaban dólares de ayuda a sus jubilaciones de platino.

Allá cerraban con fanfarrias los primeros 100 días de Obama y aquí se abrían con bombos 70 días de campaña que pintan para el carajo. Pasa que como el Coronel Kurtz, el pinguino “ya no es lo que era” y le afloró (rabioso) el jabalí de su naturaleza última. Derivó 50 palos (de todos nosotros) a Su Gira de 131 actos, uno por cada distrito.

No salió a sembrar ideas sino homilías napoleónicas. Fuera de época. Mete miedo a la paisanada anunciando la vuelta del Lobo y ni mención al infierno del que prometió sacarnos. La parafernalia electoral K busca meternos en el corazón de Sus Tinieblas. Y no debe sorprender. Este bacilo flotó siempre y no hubo prevención. Que el patagónico coronel Kurtz era medio zarpado se vió ya al asumir cuando le dio la loca de revolear el bastón de mando en el Congreso.

Y un rato después, cuando atacado de fiebre besuqueira entró a echarse sobre la gente como si fuera Robbie Williams hasta embestir con la cabeza una máquina de fotos. Fue su primer acto de gobierno: recibir una curita en la frente por exceso emocional. Estaba claro. “Eso” que ingresaba a la Rosada no se contenía a sí mismo. Venía fallado. Pero nuestra pánfila legislación no contempla que una junta médica evalúe a quienes ocupan el sillón de Bernardino. (Y nos evalúe en el momento de votar, que bien vendría) Así tenemos hoy lo que tenemos.

Un ex presidente que se carga la Constitución y una oposición que no se planta como debe y deja hacer a Kurtz lo que Kurtz quiera. Sobre esta pista de circo que es el país cívico otros fenómenos sorprenden por sus idas y venidas y dimes y diretes. Una no controlada pulsión gorila que lleva al dúo Grondona-Biolcatti a convertirse en idiotas útiles de Kirchner. Y una nueva mutación de Nacha Guevara a ofrecer su tan cacareada ética a Néstor Scioli, tal como en la campaña electoral de 1999 lo hizo para Duhalde. ¿Y con Menem?. A cuidarse como pide la OMS. Y a cuidarnos. A lavarse bien las manos (por el virus). Y “a no lavarse las manos” (por nosotros).

(*) Especial para Perfil.com

COLUMNISTAS - SEMANA 18 - Por Esteban Peicovich (*) | 03.05.2009 |


Share/Save/Bookmark
Continue Reading
Se abren 70 días de campaña que pintan para el carajoSocialTwist Tell-a-Friend

Todos juegan con fuego – Por Por Alfredo Leuco

ESTA NOCHE CIERRA EL CARNAVAL DE LISTAS Y EMPIEZA LA CAMPAÑA

Tanto el kirchnerismo como la oposición jugaron con fuego en las últimas horas del cierre de listas. En forma obscena mostraron niveles similares de mezquindad miserable y voracidad por los cargos. El autoritarismo mandón, el dedo arbitrario y la hoguera de vanidades que tanto se le critica al oficialismo aparecieron también entre quienes se proponen como vientos renovadores de las nuevas prácticas políticas.

Seguir Leyendo http://www.perfil.com/contenidos/2009/05/08/noticia_0041.html


Share/Save/Bookmark
Continue Reading
Todos juegan con fuego – Por Por Alfredo LeucoSocialTwist Tell-a-Friend

Paracaidistas húngaros – Por Pepe Eliaschev

“Algunos hablan ahora como si fueran paracaidistas húngaros, con todo el respeto por los húngaros.” Néstor Kirchner

Hace exactamente cuatro años, Néstor Kirchner recibió a cuatro periodistas. Al comenzar la entrevista, uno de ellos preguntó: “¿Por qué plantea la elección en términos dramáticos, como un plebiscito?”. La respuesta del entonces presidente fue la proverbial que el elenco gobernante usa a destajo desde 2003: “Porque hay que terminar con la hipocresía. En esta Argentina en la que vivimos de todo, ¿se imaginan un presidente derrotado?”.

Se votaba por primera vez en todo el país desde las elecciones de 2003 y el reportaje coincidía con el segundo aniversario de ese gobierno. Kirchner volvió por más en ese diálogo: “La Argentina no puede tener un presidente débil. Será distinto cuando el país esté normalizado”.

Aquel reportaje de hace cuatro años se lo hacían cuatro redactores del diario de mayor venta en la Argentina, Clarín. Se publicó el domingo 22 de mayo de 2005, firmado por Eduardo van der Kooy, Daniel Fernández Canedo, Eduardo Aulicino y Fernando González, y editado bajo el título “Néstor Kirchner: la Argentina tiene que reconstruirse y ser un país en serio”.

Eran otras épocas. Hace 96 meses, para el Gobierno, Clarín no “mentía” y el poder oficial no vivía en perenne indignación ante dichos y escritos de ese grupo mediático. Por si no había sido elocuente, Kirchner añadió ese día: “Es muy difícil avanzar en la consolidación de un proceso de cambio y de gobernabilidad con un presidente debilitado”.

Kirchner no ha cambiado nada, hay que reconocérselo. Su idea fija es lo que él llama “gobernabilidad”, concepto tibiamente politológico que para el santacruceño equivale a suma del poder público. Tampoco esto es misterio, ni novedad reciente. Su primer secretario general de Presidencia a partir del desembarco en la Casa Rosada fue Carlos Kunkel. No bien le dieron una oficina, Kunkel hizo colgar a sus espaldas un enorme retrato. ¿Perón? No. ¿Evita? No. ¿San Martín? Tampoco. Quien presidía las jornadas de Kunkel en aquella Casa Rosada de comienzos de siglo era Juan Manuel de Rosas, quien sólo tomó las riendas de la Confederación Argentina cuando se le garantizó la suma del poder público, nada menos.

El tiempo de gobierno efectivo de los Kirchner en funciones triplica el transcurrido cuando él dio esa entrevista. “Será distinto cuando el país esté normalizado”, prometía.

No decía la verdad. Nadie puede alegar que la Argentina de mayo de 2009 es exactamente igual que aquella de mayo de 2005, cuando él comenzaba a saturar con sus demandas dramáticas de “gobernabilidad”. Ni siquiera el más tonto de los oficialistas puede aceptar este argumento, que equivaldría a confesar la esterilidad de lo sucedido entre 2003 y 2009. Si Kirchner murmuraba en 2005 que las cosas cambiarían cuando la Argentina estuviese “normalizada”, que ahora retorne con el estribillo de la conjura destituyente y el peligro de la ingobernabilidad implica admitir que, cuatro años después de esa promesa, la Argentina sigue siendo crónicamente anormal.

No es un problema de ciclos ni tiempos históricos. En 1973, como en 2003, el justicialismo llega al poder esgrimiendo la noción de excepcionalidad. Siempre habrá, en esta tesitura, argumentos para acreditar que sólo puede gobernarse con recursos de emergencia, antes, ahora y después.

Las explicaciones reiteran un razonamiento: sólo cuando lo anormal haya pasado, podremos disfrutar de la normalidad. En términos electorales, la traducción es que una mayoría peronista sólo podrá aceptar una derrota en elecciones parciales de renovación legislativa, o incluso en las presidenciales, cuando la Argentina haya ingresado en una adultez que hoy no existe. Por eso, en 2005 como en 2009, Kirchner exige que lo voten y ubica esa consigna como las antípodas del diluvio universal. Más adelante, veremos, se sobreentiende.

Si, por una parte, la admiración y la nostalgia por la “suma del poder público” describen el código genético del oficialismo, por la otra se comprueba que ellos sólo aceptarán las formas democráticas cuando la “emergencia” fenezca, o sea nunca.

En términos de posicionamiento, el planteo de K y sus seguidores no es una planta exótica en la intemperie del siglo XXI. En verdad, ese debate estalló a comienzos del siglo XX, cuando bolcheviques y socialdemócratas se enfrentaron abiertamente en torno de la ética del cambio social. Los comunistas prometieron democracia socialista y respeto a diversos puntos de vista hasta que se instalaron en el poder. Y no fue pura culpa de la “perversión” stalinista que la URSS se convirtiera a fines de los años veinte en gigantesco Estado carcelario. Stalin tenía siempre razones para decir: “Ahora no, cuando nos hayamos normalizado”. El bloqueo imperialista primero, las hambrunas después, la invasión alemana enseguida y la Guerra Fría con los EE.UU. finalmente fueron argumentos funcionales para justificar la falta de libertades y la necesidad de plebiscitarse en cada caso, como si una política de vida o muerte fuese la única posible.

Guillermo O’Donnell caracteriza como “criminal maniqueísmo” lo que la Argentina vivió entre comienzos de los años sesenta y fines de los sangrientos setenta: “Todo el bien está de un lado y todo el mal del otro”.

Ese es el Kirchner de siempre, con su ideología todoterreno que ahora exhibe sus verdaderos y tremebundos contornos. “Esta visión maniquea (…) está reapareciendo de manera que puede llegar a producir daños terribles a este país”, razona O’Donnell.

Puede parecer hasta extravagante emparentar al Rosas de 1835 con el Stalin de 1932 y el Kirchner de 2009, pero no hay que asustarse de ciertos paralelismos cuando se despliegan razones con prudencia.

Son ciclos históricos en los que el panorama es dominado por relatos políticos desesperados y grandilocuentes, fabulosas construcciones épicas durante las cuales hay elecciones que son “la madre de todas las batallas”, debates que son “batallas”, sedes de la política convertidas en “búnkers” o “cuarteles centrales”, simpatizantes devenidos en “tropa”, dirigentes en “coroneles”, un líder político hecho “general”, partidos transformados en “espacios” y militancia en “armado”.

Fregada está la Argentina si este curso militarizado continúa. Melancólica paradoja sería que, con unas Fuerzas Armadas imperceptibles, la sociedad se cuadrara ante la nueva histeria disciplinadora, como si este país no pudiera vivir sin que nos griten, nos amenacen, nos manden y nos reten.


*Escuche los podcasts de Pepe Eliaschev en www.perfil.com


Share/Save/Bookmark
Continue Reading
Paracaidistas húngaros – Por Pepe EliaschevSocialTwist Tell-a-Friend
Architects, interior designers, and more ∨

As you rethink your kitchen design, browse photos of popular kitchen countertop materials, including granite, caesarstone, corian and quartz countertops.
For small bathroom ideas, browse photos of space-saving bathroom cabinetry and clever hidden mirrored medicine cabinets.
 

UNYKA.Links

About Me

Mi foto

Fotografa, Licenciada y Chef -para quienes amo!-
Fanatica de la tecnologia y las noticias! - 

Mis sitios:
UNYKA.Photo - Web+Blog
UNYKA.Photo - FotoPostales gratis! 
UNYKA.CocinaDulce - Irresistibles: hasta para los que el dulce no le gusta!
UNYKA.PhotoDesign - Fotoproducciones de Estudio, especialmente de Cocina.

+ 2 PaperLi -Cocina y Tecno- 
Diario UnyDroid - Android+Tech -

Resultado: un super Tutti-Frutti!

Site Info

Hola! Quiero compartir con Uds.algunas de las cosas que me gustan: Mis Fotografias, Noticias, Eventos, Tech, y Crafts by DIY.

Text

About UNYKA.Photo

coolphotoblogs.commy profile
EMail-Me: info@unyka.com

Recíbenos en tu Email

Subscribe By Email !

UNYKA.Blog+Web.News! Copyright © 2010 Community is Designed by Bie Blogger Template