14 de mayo de 2009

Telefónica capea el temporal con ayuda de América latina

Noticias de Wall Street Journal - Jueves 14 de mayo de 2009 | Publicado en edición impresa

  • MADRID—El conglomerado español de telecomunicaciones Telefónica SA anunció el miércoles un aumento de 9,8% en su ganancia neta del primer trimestre. El resultado fue impulsado por el sorprendente dinamismo de sus negocios en América latina, que ayudaron a contrarrestar la caída de los ingresos en Europa.

Telefónica, la mayor compañía de telecomunicaciones fijas y móviles de Europa de acuerdo al valor de mercado, ha sentido el impacto del desplome del mercado español. O2, el operador del negocio europeo de telefonía celular de Telefónica, también se ha visto afectado por la recesión de Gran Bretaña y la caída de la libra esterlina.

No obstante, el gigante madrileño de las telecomunicaciones disipó los temores de que sus intereses en América latina también flaquearían y resaltó las buenas perspectivas de la región. "Nos dimos cuenta de que la crisis (en América latina) es menos grave, comenzó más tarde y está mucho más centrada en el comercio exterior que lo que se observa en otras partes del mundo", dijo el director general de finanzas de Telefónica, Santiago Fernández Valbuena. Europa, en cambio, "es un grupo heterogéneo", añadió. "Las cosas claramente están más complicadas en España".

Telefónica informó que la ganancia neta del primer trimestre ascendió a los 1690 millones de euros, unos US$ 2310 millones, frente a los 1540 millones de euros de los tres primeros meses de 2008. El mayor optimismo sobre América latina y una campaña de recorte de costos contribuyeron a que el grupo no haya alterado sus pronósticos para 2009.Los ingresos de la empresa cayeron 1,4% a nivel mundial para llegar a los 13.700 millones de euros, unos US$ 18.660 millones, pero hay diferencias marcadas entre Europa y América latina.

Los ingresos en América latina aumentaron 4,8% gracias al consumo robusto de la región. La facturación, sin embargo, descendió 4,2% en España debido a la fuerte recesión que atraviesa la economía, el alza del desempleo y la feroz competencia de las empresas de bajo costo. Los ingresos disminuyeron 6,6% en el resto de las operaciones europeas, perjudicadas por el bajo consumo y la brusca depreciación de la libra esterlina. O2 es el mayor operador británico de telefonía celular.

Los inversores han considerado a los principales operadores europeos de telecomunicaciones como inversiones defensivas en los últimos 12 meses, a pesar de que la crisis se ha intensificado. Las empresas de telecomunicaciones han rendido mejor que la mayoría de las cadenas minoristas o las empresas de bienes de consumo ya que los clientes de telefonía o Internet por lo general están atados a contratos.

Pero ya han surgido algunos indicios preocupantes. Deutsche Telekom advirtió a mediados de abril que sus ganancias iban a estar por debajo de lo esperado, mientras que los ingresos de France Télécom prácticamente se estancaron en el primer trimestre. La ganancia neta de Telecom Italia disminuyó 4,5% en el primer trimestre a 463 millones de euros debido al descenso de los ingresos por líneas fijas en Italia y un menor crecimiento en Brasil.

El bajón económico llevó al gigante español a implementar medidas de reducción de gastos que antes hubieran sido impensables. A fines de marzo, por ejemplo, Telefónica y la británica Vodafone Group PLC acordaron compartir parte de su infraestructura de telefonía móvil en Europa para ahorrar "cientos de millones de euros" durante la próxima década. El proyecto permitirá a las compañías compartir antenas y estaciones de transmisión y recepción en España y Alemania, consolidar redes en Gran Bretaña y expandirse a otros mercados. Telefónica también recortó sus gastos de capital en 12% para dejarlos en un poco por debajo de los 7.500 millones de euros (US$ 10.200 millones) este año. La mayor parte de los recortes tendrá lugar en mercados maduros de Europa, según la empresa; las inversiones en América latina no se verían afectadas.

La compañía reconoce que tendrá problemas para retener a los suscriptores en mercados europeos maduros como España, y por esa razón está apostando fuerte a Latinoamérica. Telefónica es un inversionista clave en la región, con presencia en México, Brasil, Argentina, Chile, Colombia, Perú y Venezuela, entre otros países. "En Europa, es tiempo de cosechar, no de sembrar", dice Fernández Valbuena. "Nuestro modelo de crecimiento es latino, porque América latina es lo que está creciendo."

Por Thomas Catan y Leila Abboud

Share:

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada