7 de abril de 2009

¿ Cuál fue el mejor presidente? | Alfredo Leuco

¿ Cuál fue el mejor presidente?
Alfredo Leuco:
Lunes 06 de Abr de 2009
Por Alfredo Leuco

¿ A quien votaría usted como el mejor presidente desde 1983 ? ¿Qué preguntita, no? Los datos de la encuesta de Ibarómetro son muy interesantes. Escuche bien que vale la pena para conocernos un poco mejor como sociedad. En el 2008 las respuestas fueron: Néstor Kirchner primero con 51%, el primer gobierno de Carlos Menem segundo con el 17% y tercero Raúl Alfonsín con el 10 %. ¿Escucho bien? Hace un año el 51% elegía a Néstor Kirchner como el mejor y le sacaba 34 puntos porcentuales de diferencia a Menem y 41 puntos a Alfonsín. Vamos con la segunda medición que fue en enero de este año. Es decir hace un par de meses, nada en términos históricos. Kirchner acusaba ya el golpe de la paliza política que le dio el campo pero seguía primero cómodo con el 35% de los votos. Alfonsín y Menem empataban en el segundo lugar con el 17% y aparecía Duhalde con el 10%. ¿Esta claro? Hace un par de meses Néstor Kirchner era considerado el mejor presidente desde la reinstauración de la democracia y le sacaba 18 puntos porcentuales de diferencia a Menem y Alfonsín. Y vamos a la última medición realizada después de la muerte del radical. Primero con el 51% ahora aparece Alfonsín. Y segundo Kirchner con el 18%. Es increíble. En estos días, la fotografía dice que para mas de la mitad de los argentinos, Raúl Alfonsín fue el mejor presidente que tuvimos desde 1983 y que le saca 33 puntos de ventaja a Kirchner. Cambió todo. Se dio vuelta la tortilla en unos meses y con la muerte de Alfonsín. ¿Qué pasa? ¿Qué nos pasa? ¿Hay un síndrome maníaco depresivo en la sociedad como sugiere Manuel Mora y Araujo? ¿Somos como chicos que nos enamoramos de lo nuevo y lo idealizamos tanto que después cuando no resulta ser lo que creíamos y queríamos lo empezamos a odiar con fuerza y velocidad? ¿Es inmadurez? ¿O son los presidentes los que cambian? ¿Ellos nos engañan con sus promesas o nos dejamos engañar porque escuchamos lo que queremos escuchar? Y después cuando vienen la decadencia y la fatiga o el hartazgo ¿ponemos toda la culpa en la impericia o la traición de los presidentes y nos sacamos la culpa de encima? ¿Es la sociedad argentina la que tiene pasiones pendulares y caníbales que nos hacen pasar del amor al odio en poco tiempo como dice el filósofo Valiente Noailles? El tiene razón cuando dice que nunca es igual el tamaño de un hombre muerto que el de un hombre vivo. Pero también es cierto que la muerte reduce a cenizas a algunos y convierte en bronce a otros. La muerte sola no alcanza. Si hoy muriera De la Rua o Menem no se produciría el fenómeno de reconocimiento popular que produjo Alfonsín. Cambia todo cambia. La vida es movimiento. ¿Alfonsín era el diablo como muchos lo calificaban entonces o es el apóstol de ahora? ¿Cuál es el verdadero sentimiento de los argentinos? ¿ Y Menem al que parece que nadie voto mientras ganó dos elecciones con la mitad de los sufragios y gobernó 10 años este país? Ahora nadie quiere ni una foto con Menem. Hay un desprecio social. ¿Y Kirchner? ¿Cómo quedará en la memoria colectiva histórica? ¿Cómo el presidente que sacó al país de la peor crisis o como el que sembró odio y fracturó la sociedad? Por ahora parece que las opiniones están divididas. La historia está esperando con su juicio definitivo al final de la película. ¿Quieren jugar? Hagan juego, señores…se abren las apuestas…
Categoría Categoria: Columnas de Radio.
Etiquetas Etiquetas: Alfonsin, Kirchner, Menem.
Comentarios Comentarios: ."
Share:

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada